Vida sana

Las mejores y peores posturas para dormir

16 diciembre, 2015
Las mejores y peores posturas para dormir

En ocasiones no nos damos cuenta, pero los seres humanos nos pasamos casi un tercio de cada día durmiendo. Al menos eso es lo que está recomendado. El descanso es muy importante, básico, fundamental para que nuestro organismo se recupere y consiga estar fresco para una nueva jornada. Pero, ¿cuál es la mejor postura para dormir? ¿Y la peor? ¿Cómo nos puede llegar a afectar?

Lo primero que hay que tener en cuenta es que la posición escogida para descansar será la encargada de permitir que todos nuestros músculos reposen y, aunque nos cueste creerlo, también nuestra mente. Dormir es la única forma que tenemos para poder rendir al máximo los días sucesivos.

Ahora bien, ¿cómo te levantas cada mañana? ¿Sin problemas y lleno de energía? ¿O más bien te cuesta una barbaridad y los primeros minutos son casi un sufrimiento? La actitud con la que afrontamos los nuevos días puede determinar si hemos adoptado la postura para dormir o si por el contrario necesitamos corregirla sin dilación.

Las mejores y peores posturas para dormirTodos los expertos coinciden que la peor postura para descansar por las noches es aquella en la que dormimos boca abajo sobre nuestro estómago. ¿Sabes por qué? Simplemente porque la columna vertebral se encontrará completamente desalineada, provocando una presión lumbar que a la larga únicamente acarreará dolores de espalda. También pueden darse muchos problemas de cuello y cervicales.

Para poder corregir la postura de la espalda y no sufrir dolores ni problemas, lo mejor es dormir en postura fetal, con las piernas encogidas. En esta posición, la espalda libera toda la tensión de las vértebras lumbares. Aunque lo cierto es que su alineación no será del todo óptima. Para mejorarla, se puede colocar una almohada o un cojín entre las extremidades inferiores. Pero si dormimos de lado, lo mejor será estirar una pierna y la otra encogerla.

Dormir bienSi lo que se desea es dormir mejor y conseguir el mejor descanso, lo óptimo será hacerlo boca arriba, sobre nuestra espalda y sin almohada, ya que es la única forma de conseguir una alineación perfecta de la columna vertebral. En el hipotético caso que nos resultara muy incómodo descansar sin ella, habrá que escoger una cuyo grosor sea el adecuado, manteniendo la barbilla paralela a los pies.

Sea como sea, no hay que olvidar que para dormir mejor lo ideal es cuidar al máximo el estado de los colchones y las almohadas. Hace años lo mejor era voltearlos cada cierto tiempo. Por suerte, con los avances actuales, este extremo ya no será necesario, ya que apenas pierden firmeza.

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR