Otros temas

¿Qué factores influyen en el rendimiento escolar?

26 mayo, 2016
rendimiento académico

Mucho se ha escrito sobre el rendimiento académico. Sobre cómo mejorarlo, sobre las razones que explican el fracaso escolar o acerca de las mejores técnicas de estudio. En Mírate al Espejo queremos hacer un repaso por todo ello.

Lo cierto es no todos los estudios al respecto llegan a las mismas conclusiones. Los hay que dan más importancia a los factores sociológicos, otros a las capacidades cognitivas y otros a cuestiones hereditarias. De todas formas hay un factor que siempre se pone en valor de forma incuestionable: el descanso. Dormir las horas necesarias y hacerlo bien es fundamental para rendir al día siguiente, ya sea a nivel académico o laboral. El sueño es fundamental para que la información aprendida durante el día se consolide. De hecho, las zonas del cerebro que entran en funcionamiento cuando estudiamos lo hacen también mientras dormimos.

causas del bajo rendimiento académico

Según el INE, casi el 60% de los jóvenes entre 16 y 24 años duerme 8 horas de media.

Como decimos, el descanso influye decisivamente en el rendimiento académico. Comentábamos un poco más arriba que además de dormir las horas necesarias, tenemos que asegurarnos de que este tiempo sea provechoso. Según el INE, casi el 60% de los jóvenes entre 16 y 24 años duerme 8 horas de media. De todas formas, si los horarios de descanso son irregulares también sufriremos las consecuencias. Aunque muchos estudiantes reconozcan dormir las 8 horas de rigor, gran parte de ellos asumen que durante el día están cansados. Por lo tanto, tan importante es dormir lo suficiente como hacerlo bien y de forma ordenada. En caso contrario, a la larga sufriremos efectos negativos como enlentecimiento cognitivo, disminución de la memoria de trabajo y de la memoria a corto plazo entre otros.

el rendimiento académico

Las zonas del cerebro que entran en funcionamiento al estudiar lo hacen también al dormir.

Un estudio elaborado por un equipo de neurocientíficos de la Academia Americana de Medicina del Sueño sostiene que factores como el consumo abusivo de alcohol y marihuana se posicionan como una de las causas del bajo rendimiento académico, pero que resulta mucho más nocivo el tema los trastornos de sueño. Otro estudio propone retrasar la hora de inicio de las clases para incrementar la cantidad total de sueño, reducir la fatiga y reducir el absentismo. Por supuesto, la alimentación también es determinante. La Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación (SEDCA) propone una alimentación balanceada para influir positivamente en el rendimiento escolar y en el desarrollo cognitivo. Además de ingerir cinco comidas diariamente, hay que darle prioridad al desayuno. Para llevar una dieta rica en proteínas, nutrientes y minerales hemos de tener en cuenta factores como la edad, el sexo, la estatura y la actividad física diaria. Por descontado, las frutas y las hortalizas siempre han de estar presentes.

Hay otros factores que influyen en el rendimiento académico. Hablamos de los factores socioeconómicos. En este punto, el papel del profesorado es fundamental a la hora de motivar y controlar el rendimiento del alumnado. La confianza y la empatía son ingredientes fundamentales en este sentido. Otras voces hablan de los factores genéticos. Sostienen que los estudiantes cuyos padres no tienen estudios universitarios obtienen notas más bajas. Otros defienden la teoría de que los primeros resultados académicos influyen en el desarrollo posterior de forma decisiva. Obviamente, las experiencias de éxito previas influirán notablemente en la motivación. De todas, la fe en un mismo también será determinante como lo será el espíritu de superación.

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR